5 CLAVES PARA LOGRAR BIENESTAR

¿Te gustaría tener “la receta” para lograr el bienestar?

Muchas veces quisiéramos que existiera una receta o una fórmula para lograr el bienestar, así como esperamos que nos den “un manual para vivir la vida”. Descifrar este misterio ha sido uno de los propósitos importantes para el ser humano en su incansable búsqueda de la felicidad. La buena noticia es que hoy ese propósito es compartido por la psicología positiva, ciencia que ha realizado importantes investigaciones al respecto y con muy buenos resultados.

Entonces, si bien aún no puedo compartirte “la receta”, quiero contarte que Martin Seligman, padre de esta rama de la psicología, ha dado pasos gigantes en esta materia, planteando algunas claves importantes para lograr el bienestar. Son justamente esas claves las que quiero compartirte en este artículo.

Seligman plantea en su modelo conocido como PERMA que existen cinco claves para lograr el bienestar y, si bien no es exactamente una fórmula certera, creo que -sin duda- nos posibilita estar atentos y poner foco en los aspectos relevantes para lograr nosotros mismos este importante propósito.

A continuación, te comparto las 5 claves propuestas por este afamado científico, psicólogo y escritor.

PERMA, es el acrónimo en inglés de: (i) Positive Emotions; (ii) Engagement; (iii) Relationships; (iv) Meaning y (v) Accomplishmen, al respecto, quiero contarles aquí de qué se trata cada uno:

  1. P – Positive Emotions – Emociones Positivas: esta clave se enfoca en promover la presencia de emociones “positivas” en nuestras vidas, buscando el predominio de éstas sobre las emociones “negativas”. Las emociones positivas corresponden, en términos generales, a aquellas emociones placenteras, es decir, que nos hacen sentir bien (ej.: amor, gratitud y optimismo, entre otras). Una forma de nutrirnos de emociones positivas es realizando actividades que nos las generen, o bien, extendiendo en el tiempo las sensaciones que dichas emociones producen en nosotros, por ejemplo, a través de instancias que nos recuerden esos momentos en que las sentimos (savoring).
  2. E – Engagement – Compromiso y Entrega: se refiere al nivel de compenetración e involucramiento que sostenemos en una determinada actividad y que, por tanto, impacta a la vez en el nivel de flow (capacidad para fluir) que experimentamos al realizarla. Este concepto considera también la realización de nuestras tareas desde la puesta en práctica de nuestras fortalezas, existiendo mayores posibilidades de “fluir” mientras más las despleguemos, lo que a su vez impactará de manera directa con nuestro compromiso y entrega.
  3. R – Relationships – Relaciones positivas: también conocidas como relaciones significativas, se refiere a aquellos vínculos que impactan positivamente en nuestras vidas, incluyendo aquellos que sostenemos con nuestros familiares, pareja y amigos, entre otros. En complemento, un estudio de Harvard[1] que se ha llevado a cabo por 76 años (el más largo en su tipo), ha concluido que uno de los factores más importantes para mantenernos felices y saludables a lo largo de la vida es la calidad de nuestras relaciones.
  4. M – Meaning – Sentido: se refiere a vivir la vida con sentido, conectándola a un propósito trascendente. En la cultura japonesa le llaman Ikigai, palabra que si bien no tiene traducción directa al castellano se refiere a “aquello por lo que te levantas cada mañana”. El sentido, entonces, nos lo da el contactar con “algo” más grande que uno para que, desde ahí, nuestro paso por esta tierra cobre significado.
  5. A – Accomplishment – Logro: está enfocado en la capacidad de concretar, reconocer y celebrar nuestros logros. Si falta cualquiera de las tres acciones precedentes, no estaremos poniendo en práctica esta importante clave para el bienestar. Entonces, ya sea que no hayamos construido logros o los hayamos generado, pero no los veamos; o en un siguiente paso, contemos con ellos, podamos verlos, pero seas incapaz de celebrarlos y disfrutarlos, no estaremos siendo consciente de cómo estamos impactando positivamente al mundo ni tampoco de cómo eso repercute positivamente en nosotros.

Es así que el gran desafío no consiste sólo en desarrollar alguna de estas claves, sino todas en su conjunto. En consecuencia te invito a reflexionar: ¿cuán equilibrados están estos componentes en tu vida? ¿Qué “ingrediente” tienes más desarrollado? ¿Cuál te falta por desarrollar más? ¿Qué te parece este modelo para lograr el bienestar?

Si quieres trabajar en tu bienestar, te invito a contactarme en el correo anunez@thegeniuschoice.com

[1] http://www.adultdevelopmentstudy.org

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.